¿ Una iglesia ? Si; pero, ante todo, una obra de defensa construida para el Dios de los ejércitos, una fortaleza temible, desde donde, en otro tiempo, se derramó aceite hirviente y pez inflamada sobre los herejes. A modo de con-trafuertes, la bella nave rojiza está rodeada de torreones semicirculares.
 
Y esta iglesia, tan amenazante exteriormente, es, en su interior, dulce, y está adornada como una immensa cuna. Su bóveda es un cielo azul y oro, ilumi-nado por pintores italianos del Renacimiento. El coro está encerrado en un precioso encaje que, a ambos lados, parte de la más bella galería que se pueda ver en el mundo. La construcción de la catedral de Albi fué comenzada en 1282.
 
Esta catedral fortaleza es una obra maestra del gótico meridional. Se trata de un verdadero castillo que se convirtió en arma disuasoria en el sistema defensivo de la ciudad. En el exterior, el edificio se enriqueció (hacia 1392) con la puerta Dominica de Florence, de un campanario en forma de torre de 78 metros de altura acabada en 1492 poco después de la consagración de la catedral (1480), y del baldaquín de la puerta de entrada (1515 - 1540).
catedral albi 01
El interior del monumento marca una ruptura con el aspecto masivo del exterior. Se piensa generalmente que son artistas flamencos desconocidos, que realizaron la gigantesca pintura mural del Juicio Final (1475 - 1480). En el mismo momento, artistas franceses esculpieron en gótico flamígero el ambón y el cercado del coro (1475-1484). Este conjunto de piedra está adornado con una magnífica estatuaria policromada, testigo único de la calidad de la escultura francesa del siglo XV.
 
La pintura debajo del órgano representa el Juicio Final destaca por su superficie, su calidad y por su disposición en espejo o pareja con la Creación del Mundo / Resurrección. Esta enorme pintura del Juicio Final (1474-1484) originalmente cubría alrededor de 200 metros cuadrados. Pintado al temple, hay tres registros: el cielo, la tierra y el infierno donde los malvados gesticulan en los compartimentos dedicados a los siete pecados capitales.
catedral albi 02 
Entre las otras riquezas de la catedral, se encuentra un órgano clásico francés de 1736. El órgano Moucherel fue ofrecido por el arzobispo Armand Pierre de la Croix de Castries, realizado en el siglo XVIII contribuyó a la decoración del edificio, ya que es aquí no sólo un instrumento, como en otros lugares, sino parte importante de la decoración, por su superficialidad. El número de juegos, en este órgano es sorprendentemente pequeño en comparación con el tamaño de su buffet, 16,40 metros de ancho y 15,30 metros de altura.
 

JoniJnm.es

Copyright © Mundo de Quimeras - Montevideo - Uruguay

Our website is protected by DMC Firewall!